domingo, 17 de diciembre de 2017

Cuando llega el invierno


Nieva. Rauda y sigilosa, cae la noche sobre la ciudad. Ningún astro brilla en el cielo y la temprana oscuridad del invierno, a esta hora, ya todo lo invade. Una atmósfera húmeda y muy fría sin piedad hiela el mundo con su soplo glacial.
Por las calles nevadas un hombre, apenas un fantasma, camina. Cabizbajo y lento, triste boceto de sí mismo, abotonado hasta el cuello el chaquetón, solapas levantadas, surcos en la frente de pena y soledad, desarraigo y desconsuelo en lo más hondo de su alma... murmurando sueños, un chispazo de luz, de alegría o de esperanza, esta noche gélida persigue, sin saberlo, entre las sombras.
Engullen sus pasos las aceras: indiferentes, solitarias, blanquísimas. El eco lejano de un rumor de villancicos y campanillas, notas perdidas de una sinfonía misteriosa y hace ya mucho olvidada, hasta sus oídos, de improviso, el dolorido gemido del viento en sus ráfagas arrastra.
Navidad. Es Navidad, con asombro este hombre sin nombre advierte de pronto. Y recuerda...
Tras los cristales empañados de algunos balcones, caldeados y confortables hogares ahora adivina y la memoria de otro tiempo, a traición y sin remedio, de antiguas lágrimas y melancolía infinita, sus ojos grises, enigmáticos y profundos, con un destello de ternura, de inmediato desborda.
Abandonado en un mundo inmenso y oscuro, un corazón desengañado y por amor herido, atisba un instante la felicidad y prosigue su camino.



Imagen: Pinterest.



56 comentarios:

  1. Hola Marta, encantado de llegar a Cuentos Vagabundos y conocer tu espacio literario, tras conocer tus letras en Tertulia de Escritores.

    En el relato de hoy consigues crear precisamente una de las palabras que escribes y es una atmósfera muy especial. Primero en lo climático y después en lo sentimental.

    En la historia de ese hombre parece estar una vida rota y sumida en la añoranza de unos tiempos que ya no vendrán. Aunque en la Navidad y en la vida todo es posible.

    Un gran saludo.

    ResponderEliminar
  2. Hola Miguel. Encantada de tenerte por aquí. Muchas gracias por tu comentario. Me gusta mucho lo que dices de la atmósfera sentimental y me alegro mucho de que te haya gustado el relato. Y,sí, a veces suceden los milagros...

    ResponderEliminar
  3. Preciosa y triste historia, Marta. La Navidad despierta en nosotros recuerdos felices de niñez, de tiempos pasados, que pueden hacer más doloroso un presente amargo. Como siempre me encanta tu tono casi poético al narrar :)

    ¡Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Julia. La Navidad es siempre una época algo agridulce. Me alegro mucho de que te haya gustado. Un beso.

      Eliminar
  4. Melancólico relato, con esas contradicciones que vienen de la mano de la Navidad, esa felicidad y también el echar de menos lo que ya no está.
    Besos Marta y felices fiestas

    ResponderEliminar
  5. Igualmente Conxita. Besos y Feliz Navidad.

    ResponderEliminar
  6. Tu historia pone en foco en el lado oscuro de la Navidad. Ese a donde no llegan los coloridos alumbrados. El sentimiento triste y melancólico, del que no se habla en los villancicos con los que nos bombardean en pos del consumo. Logras transmitir ese ambiente con un sentimiento que encoje el alma.
    Un saludo, Marta.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Carmen. Es muy bonito lo que me dices sobre la forma de transmitir el sentimiento. Un beso y Feliz Navidad.

      Eliminar
  7. Bella forma de narrar, Marta, que parece que es tu sello, con esas figuras retóricas, delicadas metáforas, y giros literarios que aluden a las formas poéticas. Hay tanta dulzura y despliegue de sentimientos entre tus líneas que me emociona leerlos. Un hermoso trabajo.
    Mucha suerte en el concurso del Tintero.
    Ariel

    ResponderEliminar
  8. Hola, Marta:
    Describes en este breve relato la Navidad más desangelada, sin celebraciones, sin fiesta, sin familia. Una realidad más común de lo que nos creemos. Suerte en el concurso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Lola. Es bonita la Navidad pero siempre tiene momentos agridulces... Un beso y felices fiestas.

      Eliminar
  9. Mil gracias, Ariel. Precioso y generosísimo tu comentario. Me alegro mucho de que te haya gustado y te haya emocionado un poquito. Besos y Feliz Navidad.

    ResponderEliminar
  10. Lo que para unos es un caudal de alegría, para otros, los más desfavorecidos, es un pozo de nostalgia y soledad, donde el frío no solo se siente en el cuerpo sino también en el alma, que es mucho más sensible.
    La tristeza de la Navidad, que has sabido describir muy bien.
    Suerte en el concurso.
    Saludos navideños.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Josep. Me alegro mucho de que te haya gustado. Suerte para ti también y Feliz Navidad.

      Eliminar
  11. Qué bonito, Marta. No somos más que estrellas fugaces que a veces olvidamos nuestro propio brillo. Nostalgia Becqueriana en tu texto. Felices fiestas. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  12. Mil gracias, Manoli! Vaya comparación! Me alegro muchísimo de que te haya gustado. Un beso grande y Feliz Navidad.

    ResponderEliminar
  13. Para algunos la Navidad es motivo de alegría, y para otros época de tristeza, malos recuerdos, añoranza. Has descrito esta atmósfera de forma perfecta, entrañable, me ha gustado mucho leerte.
    Llego hasta este bonito espacio tuyo desde EL tintero de oro.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una época siempre la Navidad de sentimientos encontrados, un poco difícil a veces. Me alegro mucho de que te haya gustado. Muchas gracias Mer.

      Eliminar
  14. Marta, hola, ese invierno hiela las venas más duras y ablanda los recuerdos ¿porqué la navidad tiene que sacar sus campanillas cuando esas almas ya llevan mucho tiempo en la calle? un relato que no resbala como esa nieve, cala como las gotas del deshielo. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ay, Emerencia. ¡Qué bonito tu comentario! Muchísimas gracias.

      Eliminar
  15. En la Navidad, por mucho que se trate de ocultar, como en el resto del año, siempre hay seres envueltos en nostalgia, tristeza y soledad. Un relato que llega al corazón.
    Gracias, Marta. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias a ti, Ana. Me alegro mucho de que te haya gustado.

      Eliminar
  16. Sublime. ¡Quiero más! No solo me ha desencadenado el recuerdo de una reflexión que todos hacemos inconscientemente pero que no damos importancia. Algunos en Navidad, no están felices simplemente porque es Navidad.
    ¡mucha suerte en el concurso!

    Participo en con el relato: No haciendo nada de El Rincón de Keren.

    ¡Buenas fiestas!

    ResponderEliminar
  17. Mil gracias Keren. Es bonita la Navidad pero provoca muchas veces sensaciones contradictorias. Me alegro muchísimo de que te haya gustado.

    ResponderEliminar
  18. La Navidad tiende a eso con el paso de los años (o al menos esa es mi sensación). Me gustó tu forma de describirlo.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, David. Me alegro de que te haya gustado.

      Eliminar
  19. A veces podemos olvidarnos de que es Navidad, cuando la navidad hace mucho que ha abandonado nuestras vidas. Tal parece ser la condición de tu protagonista, al menos ha podido atisbar la felicidad por un instante, quien sabe si el último. Suerte en el Tintero Marta. Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Jorge. Siempre queda un resquicio para la esperanza...

      Eliminar
  20. Si hasta los corazones más solitarios no pueden resistirse a ese instante de felicidad.
    Me ha resultado un relato muy nostálgico y perfectamente ambientado.
    Te deseo mucha suerte en el concurso, Marta.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Chelo. Me alegro mucho de que te haya gustado. Un beso.

      Eliminar
  21. Hola, Marta
    Que hermosa y emotiva prosa!
    Que lastima que las navidades en familia ya no formen parte de algunos individuos.
    !Suerte en el concurso!

    ResponderEliminar
  22. Muchas gracias, Yessy. Me alegro mucho de que te haya gustado. Mucha suerte para ti también.

    ResponderEliminar
  23. En Navidad y en cualquier fecha siempre hay gente que lo pasa mal que solo tienen los recuerdos como compañía y no es precisamente la mejor para llevar la pena. Con tu relato nos describes perfectamente esa situación.
    Besos Marta y suerte en el concurso.
    Puri

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Puri. Mucha suerte para ti también.

      Eliminar
  24. Es verdad, Marta, que vivimos en una burbuja egoísta de insolidaridad, y un fiel reflejo de ellos son esos hombres y mujeres que quedan fuera del círculo de bienestar social.
    Has plasmado muy bien el egoísmo y la hipocresía, más aún en estas fiestas navideñas plagadas de consumismo voraz.
    Feliz 2018 Marta, un abrazo y hasta pronto compañera.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se nos olvida que también son estos días muy difíciles a veces... Muchas gracias, Isabel y Feliz Año Nuevo.

      Eliminar
  25. Es muy triste como algunos solo pueden curiosear en la felicidad de los demás,...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El sabor agridulce que dejan los días de Navidad...

      Eliminar
  26. La Navidad nos trae estos sentimientos tristes y los has plasmado muy bien en la atmósfera de tu relato. Enhorabuena y mucha suerte en el concurso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchísimas gracias. Me alegro mucho de que te haya gustado,

      Eliminar
  27. Hola, Marta.
    ¡Qué bonito, amiga, me ha encantado! Has dado visibilidad a esos seres que son invisibles para la acomodada sociedad, y te doy las gracias por ello. Éste es un tema que yo he tratado en alguna ocasión, aunque sin tu sensibilidad, ¡enhorabuena!
    Te deseo mucha suerte en el concurso y un muy feliz año 2018.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ay, Patxi, qué bonito lo que dices. Es un tema duro pero no podemos cerrar los ojos... Mil gracias y Feliz Año Nuevo.

      Eliminar
  28. ¡Hola Marta! Me dejo llevar por tu prosa y la imagen de desolación del hombre en esta noche gélida y solitaria. Él lleva a cuestas su tristeza, su soledad se acrecienta en esta noche de Navidad. Muy bonita tu narración. Un abrazo y que tengas un ¡¡Feliz año 2018!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Mirta. Me alegro mucho de que te haya gustado. Un beso y Feliz Año.

      Eliminar
  29. Precioso y poético texto que encuadra en la foto el clima de la Navidad de añoranza. Me ha encantado.¡Suerte en el concurso!¡Feliz Año Nuevo! Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Mª Carmen. Me alegro mucho de que te haya gustado. Un beso y mucha suerte para ti también.

      Eliminar
  30. Hola Martha!! Qué lindo el tono casi épico del narrador y la gran atmósfera que logras con la nostalgia del pasado...breve y hermoso!
    Suerte en el concurso!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Diana. Me alegro mucho de que te haya gustado. Mucha suerte para ti también.

      Eliminar
  31. Marta, cuánta melancolía tan bien transmitida. Felicidades.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchísimas gracias, Rocío. Me alegro de que te haya gustado,

      Eliminar
  32. La Navidad tiene dos caras. Tú describes la más triste. Reflejas muy bien la nostalgia. ¡Suerte en el concurso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Son días algo agridulces a veces... Muchas gracias, Pilar.

      Eliminar
  33. ¡Qué bonito, Marta!

    Tu relato emana un aire de poesía que me ha gustado mucho.

    Enhorabuena.

    Mucha suerte en el concurso.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchísimas gracias. Cuánto me alegro de que te haya gustado!

      Eliminar
  34. Un triste relato, aunque muy evocador.
    Mucha suerte.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Rosa. Mucha suerte para ti también. Besos.

      Eliminar